¿Debo declarar devoluciones por cláusula suelo?

Valora la información

La cláusula suelo son intereses fijados por los bancos justo cuando un usuario quiere una hipoteca.  La mayoría de estas presentan una tasa a tipo variable, estimada por el Euribor. Una entidad -en estos casos- pide como intereses la suma Euríbor y un porcentaje que fija el banco. El referido porcentaje se revisa anualmente.

Por ser un índice que cambia periódicamente, algunas instituciones financieras prefirieron acordar con sus clientes unos topes que establecen un cobro mínimo que no sea volátil. A esos topes se le llama: cláusula suelo. Estas forman parte del contrato hipotecario. Sin embargo, esta cláusula dejó de surgir efecto desde el 2017. Desde entonces, los usuarios han podido recuperar el dinero invertido en ello.

¿Tributan las devoluciones por cláusula suelo?

consulta

Al momento de declarar la renta, todos los contribuyentes tienen una interrogante: ¿Debo declarar la devolución de lo invertido por la cláusula suelo? La respuesta es no. Generalmente, los declarantes no deben anexar como ingresos las cantidadades que el banco les devuelve por la aplicación de las cláusulas suelo. A ello, tampoco se le agrega los intereses que se generan como indemnización. Esto está estipulado en el Real Decreto-Ley 1/2017, de 20 de enero, de medidas urgentes de protección de consumidores en materia de cláusulas suelo que articulaba el mecanismo de negociación extrajudicial.

¿En ningún caso debe declararse las devoluciones por cláusula suelo?

devoluciones por cláusula suelo

Existen algunas excepciones en lo que respecta a la declaración del dinero devuelto por cláusula suelo. Como hemos dicho anteriormente, los intereses no deben figurar en ello. En caso de que un juez obligue a la institución bancaria a darlas al cliente, estas tendrían un impacto en la declaración de las costas judiciales. En estos casos, el contribuyente que se dedujo por la vivienda le corresponderá regularizar su situación fiscal. Esto aplica en caso de que le apliquen una devolución retroactiva de lo pagado por la cláusula.

Si los intereses devueltos formaron parte de la base de deducción por vivienda habitual en ejercicios anteriores, el contribuyente perderá el derecho a la deducción. En estos casos, regularizará lo que se dedujo anteriormente en la declaración de la renta perteneciente al ejercicio 2017, si esa la comunicación en la que con la entidad financiera tuvo lugar el acuerdo.

Cuando se trate de este caso, las cantidades deducidas en su momento, deberán colocarse en la Declaración del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas en las casillas 524 y 526 pero sin incluir los intereses de demora. Los ejercicios no prescritos serán los únicos que se regularizarán.

¿Puedo evitar la regularización fiscal?

La respuesta a esta interrogante es sí. Esto ocurrirá siempre y cuando la devolución de lo invertido en la cláusula suelo no sea en efectivo. En caso de que se acuerde con el banco que se reste el monto del capital pendiente de amortizar por la hipoteca, el usuario no tendrá que regularizar las deducciones en cuestión. Sin embargo, en estos casos es importante tener en cuenta que, aceptar que se reste el monto del capital pendiente, baja la posibilidad de -a futuro- poder percibir de parte de las deducciones.

¿Lo que pagué por la cláusula suelo es gasto deducible?

Desde 2017 las entidades bancarias comenzaron a hacer la devolución del dinero de la cláusula suelo. Por ello, algunos afectados incluyeron el monto recuperado en sus declaraciones anteriores; bien sea por alquileres (capital inmobiliario) o por alguna actividad económica. Si esto ocurrió, se debe presentar una declaración complementaria por cada ejercicio afectado. En ello se deberá quitar esos gastos. Por esta acción, Hacienda no cobrará sanciones, intereses de demora o recargo alguno. Si tienes una duda mayor sobre las declaraciones por cláusula suelo, sugerimos que te dirijas a una oficina de Hacienda para que te aclaren tus interrogantes.

Deja un comentario