¿Cómo pagar una declaración complementaria?

Si has cometido algún error mientras hacías tu declaración de la renta, puedes respirar tranquilo. La declaración complementaria es un instrumento esencialmente útil que permite a cualquier contribuyente hacer las correcciones a las que haya lugar, a la menor brevedad posible, a fin de evitar sanciones.  Y hoy está disponible para ti.

¿Quieres saber qué es, cuáles son sus principales características y cómo pagarla sin mayores contratiempos? Pues echa un vistazo a este artículo y descubre todo lo que necesitas saber de la declaración complementaria.

¿Qué es una declaración complementaria?

Antes de entrar de lleno en el tema es imprescindible saber qué es una declaración complementaria. Pues se define como una herramienta que ayudará a que normalices tu situación como contribuyente.

Claro que se trata de un instrumento diseñado y regularizado por Hacienda, cuyo único fin es corregir cualquier error de tu declaración para evitar sanciones o multas innecesarias.

Las pequeñas y medianas empresas o Pymes y autónomos son quienes más agradecen la existencia de una declaración complementaria. Y es que resulta vital, sobre todo cuando perciben ingresos con ciertos retrasos.

¿Cómo se paga?

Ahora que ha quedado claro qué es, vamos a enseñarte cómo hacer una declaración complementaria siguiendo los siguientes pasos:

Paso 1: Descarga la declaración

Más específicamente, la declaración que necesitas corregir después de haber cometido el error. Obtendrás una copia de la original donde harás la corrección que necesitas.

Halla el número de justificante en la primera página de la primera declaración y colócala en la declaración complementaria. Ahora si quieres hacer el procedimiento a través de la red, solo tienes que hacer clic aquí.

Paso 2: Completa tu declaración

Completa la declaración con los datos correctos. No olvides marcar con una “X”, la razón por la que recurres a una declaración complementaria.

Durante la corrección puedes incluir pagos atrasados y elementos patrimoniales que recién acabas de adquirir. 

Paso 3: Definir los nuevos ingresos

Este paso corresponde la inclusión de los nuevos ingresos. Para ello tendrás que ir hasta la opción Resultado a ingresar de la declaración anterior.

Paso 4: Haz el pago

Ya que vas a realizar el pago fuera de plazo, tienes que saber que una declaración complementaria no permite el abono mediante domiciliación bancaria. Obligatoriamente, deberás efectuar el pago directo al banco.

He pagado de más. ¿Qué puedo hacer?

Cuando se habla de declaración complementaria se hace referencia a una sola cosa: Corregir errores de las declaraciones de renta.

Se hace la aclaratoria porque también es bastante común que un contribuyente pague de más, lo que también genera un inconveniente.

Pero, ¿es una declaración complementaria una ayuda en este caso en particular?

Definitivamente NO. Si un contribuyente ha cancelado dinero extra por concepto de renta y lo quiere de regreso tendrá que recurrir a la Rectificación de Declaraciones.

Una vez que hayas hecho el reclamo y solicitado el importe, Haciendo se tomará hasta seis meses para decidir si procede o no. Durante ese tiempo estará evaluando el procedimiento para poder decidir.

Plazos para solicitar declaración complementaria

Ya que has declarado erróneamente y debes hacer las correcciones necesarias, tienes que saber que el sistema da plazos de obligatorio cumplimiento. Tendrás justo hasta que culmine la fase de presentación de los requisitos y documentos exigidos para completar el proceso.

Si cumples con los periodos establecidos por Hacienda no habrá sanciones ni recargos.

Ahora si el plazo culmina sin que hayas terminado la operación, la Agencia Tributaria impondrá recargos de hasta 5% por trámites de última hora durante los próximos 3 meses. Pero será de hasta un 10% durante los siguientes 6 meses.

Principales características

Conoce algunas de las características imprescindibles de una declaración complementaria:

  • Debe existir una autoliquidación anterior. Es que al momento de cancelar dinero por la complementaria, se resta de la cantidad que ha ingresado en la declaración previa.
  • El contribuyente está obligado a declarar de forma clara y precisa que el procedimiento a tratar es una declaración complementaria. Debe hacer mención del modelo y fecha que corresponde.
  • La declaración debe incluir todos aquellos datos nuevos y los modificados, pero también información de la declaración previa.

¿Qué es una declaración sustitutiva?

Cuando ocurre un error a la hora de declarar puedes recurrir a declaraciones complementarias o sustitutivas. Ya hemos hecho referencia a la primera opción, pero la declaración sustitutiva es aquella que permite al contribuyente rehacer la declaración.

Básicamente es hacer una declaración desde cero, dejando sin efecto la anterior debido a la cantidad de errores cometidos o por la cantidad de datos que olvidamos incluir.

Una declaración sustitutiva se ejecuta únicamente en declaraciones informativas como las del modelo 390  o resumen de IVA anual o las del modelo 347, relacionada a las operaciones con terceras personas.

Deja un comentario