¿Cómo tributa la herencia de una renta vitalicia?

Hay diversas formas de ahorrar en y para la jubilación. Entre ellas se encuentra la renta vitalicia. Esta posee un amplio crecimiento en España. Cada día se suma mayor popularidad por las múltiples ventajas que la componen. La renta nace del propio gremio de compañías aseguradoras. Sus bondades son tales, que en la actualidad se considera como una alternativa para completar la pensión pública. Asimismo, también se le considera como una alternativa para las herencias.

La renta vitalicia trae consigo beneficios fiscales. Por ello, muchas de las personas que en la actualidad se hacen acreedoras de un seguro de este tipo, lo asuman como un colchón para afrontar la vida durante la jubilación. Aunque posee ventajas tributarias, como comentamos, este proceso representa una oportunidad para muchos. Pero, ¿cómo heredar la renta vitalicia? ¿Qué impuestos se deben pagar? Para que tengas claro todo este trámite, aquí vamos a explicarte cómo funcione y cuáles son los aspectos tributarios que le corresponden.

¿Qué es un seguro de renta vitalicia?

La renta vitalicia es un seguro de vida y de ahorro. Este garantiza el cobro de una mensualidad periódica por el resto de la vida. Este beneficio se otorga a los ciudadanos con 50 años o más. La idea fundamental es que, el interesado perciba una cuantía a cambio de ceder la titularidad de una casa o propiedad. Esta pensión se otorga al beneficiario directo y al cónyuge. Eso significa que convierte en rentas la propiedad que se aporte. Todo dependerá de contrato acordado. Existen acuerdos donde se establece un prima única o donde se pactan pagos mensuales, trimestrales o anuales.

Para hacer el término más comprensible, el asegurado entrega una cantidad de dinero a la aseguradora o una propiedad. La compañía se compromete a pagar, según el acuerdo, la cantidad establecida hasta el día de su muerte. Esto, supone un beneficio económico enorme para cientos de ciudadanos. En caso de ceder la titularidad de la vivienda actual, el interesado otorga su poder como dueño, se le paga por el intercambio y además, se le permite seguir habitando el domicilio.

¿La renta vitalicia se puede heredar?

Sí. La renta vitalicia se puede heredar y es totalmente legal. Tanto así, que este tipo de transacciones se recoge entre los artículos 1802 y 1808 del Código Civil español.

El contrato aleatorio de renta vitalicia obliga al deudor a pagar una pensión o rédito anual durante la vida de una o más personas determinadas por un capital en bienes muebles o inmuebles, cuyo dominio se le transfiere desde luego con la carga de la pensión. Puede constituirse la renta sobre la vida del que da el capital, sobre la de un tercero o sobre la de varias personas. También puede constituirse a favor de aquella o aquellas personas sobre cuya vida se otorga, o a favor de otra u otras personas distintas.

(Artículos 1802 y 1803 del Código Civil).

Todos estos artículos especifican los aspectos de la renta vitalicia. Es de suma importancia tener en cuenta que, este contexto legal aclara que la misma puede beneficiar a una o más personas. Sí como también, puede otorgarse a varias personas al mismo tiempo. Sin embargo, todo esto dependerá de lo estipulado en el contrato.

¿Cómo heredar una renta?

Cuando el titular del beneficio fallece, existen dos formas de poder heredar los fondos correspondientes.

  • Nombrados: El titular del beneficio define quién o quiénes serán los herederos del plan de pensiones. Así como también, el porcentaje estipulado para cada uno de ellos. En este caso, también se tomarán en cuenta a las personas que estén registradas en el testamento, en caso de existir.
  • No nombrados: Cuando no se registró nombres de herederos, será la misma compañía que definió el plan de pensiones quien indique quiénes asumirán la herencia. En este caso, solo figuran los herederos convencionales: hijos, cónyuge.

Estas son las dos únicas formas de heredar cuando el titular fallece. También, un tercero puede gozar de estas rentas en vida con el titular. En este caso, se aplicará un 50 % para cada una de las partes. De esta forma, recibir un pago único o mensual. Sin embargo, todo debe estar registrado en el contrato.

¿Cuáles son los tributos al asumir este tipo de contratos?

Aunque las rentas vitalicias se pueden asumir desde los 50 años, a los 70 se tienen mayores beneficios fiscales. Pero, si los beneficiarios de la herencia no tienen esta edad, no cuentan con dichas bondades. Como por ejemplo, una reducción de un 92 % en la tributación del Impuesto sobre la Renta de Personas Físicas (Irpf).

Entre las obligaciones fiscales a asumir algunas responsabilidades fiscales como un pago mensual como rendimiento de capital mobiliario. Al ser una herencia, se debe abonar el Impuesto de Sucesiones y Donaciones. Es importante tener en cuenta que, la cuantía a pagar por este tributo dependerá de la Comunidad Autónoma donde esté el inmueble. Para saber más sobre este, aquí tenemos un artículo dedicado a ello.

Leer: Impuesto de Sucesiones y Donaciones.

En ese caso, el heredero debe asumir, en líneas generales, estos dos tipos de responsabilidades tributarias. Además de ello, es necesario que investigue si en su Comunidad Autónoma se deben tomar otras obligaciones.

Deja un comentario